SEGUIMOS CON MAS FIRMEZA QUE NUNCA

En medio de tanto terror que ha sembrado el estado contra nosotros, seguimos con más firmeza que nunca asumiendo nuestros principios. En la conmemoración de la masacre el 21 de febrero más de 100 personas estuvimos compartiendo la vida de las ocho personas donde fueron masacradas por el ejército, con nosotros estuvieron varias personas internacionales y de otros lugares del país.

Después de ello nos hemos reunido toda la comunidad para reflexionar en torno a la resistencia civil de nuestros líderes asesinados, y nos reafirmábamos en nuestra búsqueda alternativa de vida, para ello veíamos que no le dejaríamos al paramilitarismo nuestras tierras que ha tratado de tomarse con la complicidad total del Estado y su accionar de muerte. Decidimos comenzar a trabajar el retorno a las veredas la Esperanza y Mulatos, para ello se planteó la salida de un grupo de 30 personas de la comunidad a la vereda la esperanza quienes desde nuestra forma de resistencia civil comenzarán a sembrar maíz y arroz toda una semana. Para nosotros cada machetazo es una acción de vida, de resistencia civil y un paso que le quitamos a la muerte. Ellos saldrán hoy 4 de marzo con acompañamiento internacional y será la primera acción en búsqueda del retorno a estas tierras que ha desalojado con muerte y terror el Estado.

En medio de esta búsqueda de vida y resistencia civil no podemos callarnos ante acciones de amenazas y terror de la fuerza pública, por ello dejamos constancia de los siguientes hechos:

–         El día 20 de febrero a las 9:30 fue filmada por la policía, la caravana de la comunidad que subía hacia Mulatos a la conmemoración de la masacre. Antes, el 19 de febrero la fuerza pública subió cantidad de gente de Apartadó a San José para entregar mercados, funcionarios del gobierno y del municipio hicieron presencia allí planteando falsamente las buenas relaciones entre la comunidad y la fuerza pública.

–         El 25 de febrero en la vereda la Unión, hizo presencia el ejército todo el día en los cultivos de la comunidad, dañando totalmente los productos, lo que no se comían lo destruían.

–         El 26 de febrero hacia la 1 p.m. en el retén de la policía en Mangolo fue insultado y amenazado un líder de la comunidad con su familia, esto se debió a que se resistió a las acciones ilegales de la policía como son los empadronamientos que vienen realizando. El policía encargado del retén le dijo al líder: “lo voy a llevar a la estación detenido, esa h. p. comunidad no nos va a decir lo que tenemos que hacer, lo mejor es que todos estos h. p. de la comunidad se metan al monte adentro y no vuelvan a aparecer”. El líder de la comunidad le dijo que solo estaba exigiendo lo estipulado en la constitución, a lo que le respondió el policía: “hagan lo que se les dé la gana, denúncienos nos da igual, hacemos lo que se nos da la gana, esa h. p. procuraduría no sirve para mierda, no se ilusionen en eso que aquí la ley somos nosotros”. Luego de ello le dijo que se largara y tranquilo que tenía que volver a verlo

–         La policía y paramilitares en acción conjunta vienen cobrando dineros a la gente de San José y de las veredas por cualquier producto que se venda o se saque de la zona.

Indudablemente las acciones de vida que realiza la comunidad contrastan con la muerte y terror que siembra la fuerza pública con el accionar paramilitar, la fuerza pública asesina, desplaza, amenaza, destruye con la complicidad de los organismos de control, ellos saben que sus actos siempre quedarán impunes ante la justicia colombiana y por ello se burlan ante el terror y muerte que obran contra nosotros. Pese a ello no cederemos a la muerte y a la injusticia, ni la cárcel, ni la muerte nos harán arrodillarnos a nuestros principios, nuestros líderes caídos nos han enseñado a morir de pie con dignidad y así lo haremos, por ello seguiremos sembrando vida como hemos comenzado a hacerlo esta semana en la esperanza. Agradecemos el apoyo nacional e internacional a esta búsqueda de vida.

COMUNIDAD DE PAZ DE SAN JOSE DE APARTADO

Marzo 4 de 2006

Ir arriba